Blogia
Nieves Moreno Gallardo

LA MANIFESTACION QUE ME RECORDÓ A LA MANO DE HENRY

En la prensa del lunes 23 de noviembre aparece la noticia de una manifestación llevada a cabo en Linares el día anterior contra la "Violencia de Género" a la que, por supuesto, mi marido y yo asistimos, pues somos los primeros que estamos en contra de este y de cualquier tipo de violencia, De hecho; él y yo preparamos una pancarta donde se podía leer:¡¡¡NO!!! a la violencia de género  ¡¡¡BASTA!!! de denuncias falsas, pues pensamos que ésta última frase constituyen otra forma de violencia de género, por tanto, no podíamos estar más a favor de la movilización. Como está comprobado que la verdad duele, se ve que esa puntualización acerca de las denuncias falsas tuvo que escocerle a una autoridad municipal presente en el evento porque, a pesar de que prudentemente nos colocamos en la cola de la manifestación, primero trataron de limitar nuestra libertad de expresión acercándose a nosotros una organizadora de la manifestación, para decirnos que sólo podia ir en la manifestación la pancarta que iba en cabecera, que era la única autorizada.

Como , evidentemente, nos negamos, dicha autoridad municipal que encabezaba la manifestación avisó a la Policía Municipal, (que acompañaba dicha manifestación en todo su recorrido), pensando que, quizá utilizando algún método coercitivo como este, ibamos a dar nuestro brazo a torcer. Pero ni por esas, porque nuestra pancarta estuvo presentísima durante todo el recorrido hasta el final. Después hubo otro segundo intento de expulsarnos por medio también de los agentes y también fué en vano. Los agentes municipales fueron (todo hay que decirlo, y es justo) amabilísimos en todo momento con nosotros en su insistencia para que retirásemos la pancarta o bandonásemos la manifestación.

Lo que sí nos pareció lamentable (má aún que el intento de atentar contra nuestra libertad de expresión, el abuso de autoridad y la humillación pública) fue lo que ocurrió al finalizar la marcha. Resulta que la organización repartió una hojas para que todas escribiésemos libremente lo que opinabamos sobre la violencia de género. Pues una mujer que venía con nosotros por ser pariente de un chico al que le ha pasado algo parecido a lo de mi hijo, escribió también en esas hojas en contra de la violencia de género y en contra de las denuncias falsas. En ese momento llegó una de las organizadoras y, con mucha acritud y muy malos modales, le arrebató la hoja, la rompió y la tiró al suelo, alegando que en dicho papel habia un insulto, se puede demostrar que en dicho papel no habia tal insulto.. Entonces nuestra acompañante (que lo está pasando realmente mal anímicamente por lo que otra mujer le ha hecho a su familiar) fue presa de un ataque de ansiedad, siendo necesaría la presencia de una ambulancia para atenderla.

También me llama poderosamente la atención que en el periódico del lunes se diga que hubo una "alta asistencia" pues la realidad es que allí no había ni cuarenta personas. En el recorte de prensa que muestro escaneado, el hombre que aparece rodeado por un círculo es mi marido, como he dicho al principio, en la cola de la manifestación. Teniendo en cuenta que en esa foto aparece tanto la pancarta de cabecera como la cola (nosotros) de la manifestación a su paso por pleno centro de Linares, juzgad vosotras/os mismas/os si ahí hay más de cuarenta personas o si eso se puede calificar como una "alta participación", claro que el peródico no tiene la culpa de esa apreciación, puesto que ellos escriben lo que la organización les piden que escriban. Para una "alta participación" que hubiesen venido a Madrid el pasado 27-S para comprobar lo que se organizó contra las Denuncias Falsas y en apoyo a un linarense como Miguel Angel, en plena Plaza de Cibeles, y el plena puerta del Ministerio de Igualdad, es decir a varios cientos de kilómetros de su casa.

Y que conste que ni mi marido ni yo nos alegramos de que fueron cuatro gatos/as a la manifestación del domingo 22-N contra la Violencia de Género en Linares porque, entre otros motivos, tenemos algunos simpatizantes entre la organización de los que después hablaré. Pero tampoco nos gusta que algunas y algunos radicales cuenten mentiras cuando comprueban que cada vez vez engañan a menos gente con sus métodos y slogans publicitarios.

Y como estoy diciendo lo bueno y lo malo de aquel dia 22, en honor a la verdad tengo que mencionar a dos de las personas que se acercaron muy cariñosamente para interesarse por nuestro hijo y para darnos todo su apoyo en la medida de sus posibilidades. Una de estas dos personas fue uno de los responsales de la Federación de  Asociaciones de Vecinos Himilce que, curiosamente además de ser una de las dos asociaciones organizadoras de la manifestación, han invitado a mi hijo a algunas de sus charlas y mesas redondas, tanto en Linares como en Sevilla. Y la otro persona es una conocida feminista residente en Linares perteneciente a la Asociación de Mujeres Hispanidad que, también curiosamente fue la otra organizadora de la manifestación. Esta mujer que es amiga de Miguel Angel desde hace muchos años y conoce la perrería que nos/le han hecho, tampoco quiso dejar escapar la oportunidad, para acercarse a nosotros y mostrarnos su afecto hacia nuestro hijo.

Este hecho de que, hasta los organizadores de manifestaciones contra la Violencia de Género, y hasta las personas que se declaran abiertamente feministas (no hay nada más que ver algunas webs como la de Dones per l`Igualtad- Mujeres por la Igualdad) se posicionen a favor de mi hijo me ha llevado a reflexionar sobre el paralelismo existente entre la reciente y polémica mano de Henry y el caso M.A.G, y os explico esta aparentemente inconexa comparación entre fulbol y Denuncias Falsas.

Como muchas y muchos sabreis, hace tan solo unos días, la selección de Francia se ha clasificado para el próximo Mundial de Fútbol de Sudáfrica gracias a un gol de Thierry Henry marcó tras tocar el balón con la mano, Irlanda, el rival y país perjudicado, solicitó la repetición del encuentro, pero la FIFA (instancia superior) ha rechazado esta posibilidad aunque, en el video que todo el planeta Tierra ha podido visionar, se aprecia clarísimamente que el jugador se acomoda, hasta en dos ocasiones seguidas, el balón con la mano antes de anotar el tanto de la victoria.

La conclusión que puede dejar esta situación, una vez conocido también lo que le ha pasado a mi hijo, es que el fútbol es como la justicia que padecemos: LO QUE NO VE UN JUEZ, ( aunque todo el mundo lo puede ver, saber y comprobar), NO EXISTE.

Nieves Moreno Gallardo.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres